Previas

Duelos en el aire

Seguimos nuestro camino hacia la Super Bowl analizando a nuestro equipo y a los jugadores que tienen enfrente. Esta semana se espera un gran duelo aéreo, por eso vamos a analizar los duelos, el quién es quién, y las armas que tienen a su disposición tanto Joe Burrow como Patrick Mahomes. Evidentemente también veremos a los encargados de evitar que ese vendaval aéreo se produzca.

 Ja’Marr Chase (#1 WR Bengals)

21 años 6’1 pies 200 libras

El receptor estrella de la AFC Norte sin discusión también lo fue en su etapa en LSU. Después de optar por no jugar por el covid la pasada temporada, Chase fue elegido con el número 5 del draft por los Bengals.

En su año rookie ha jugado en los 17 partidos de liga regular en los que  ha recibido 128 targets (un 23.6% de los pases del equipo), atrapado 81 pases (un 63.3%). Uno de los puntos de debate en la pretemporada eran los drops. Ha cometido 11 (un 8.6%). Ha ganado 1.455 yardas (con una media de 8.3 yardas tras recepción). Ha conseguido 13 TD y 56 primeros downs. El peso que tiene en el equipo es muy grande porque ha recibido un 23.6% de los targets. Su grade en PFF es de 83.1.

Charvarius Ward (#35 CB Chiefs)

25 años 6’1 pies 198 libras

Se formó en Middle Tennessee y no fue drafteado en el draft de 2018. El equipo que apostó por él fueron los Cowboys pero a finales de agosto fue traspasado a los Chiefs con los que ganaría la Super Bowl de 2019. Pero en nuestro equipo lo conocemos más por la anécdota que protagonizó en nuestro último enfrentamiento ante Kansas City. En un momento del partido logró evitar una recepción de Chase y lo celebró haciendo su clásico baile, pero el drive no había acabado y un par de snaps después fue superado por Chase y esté fue quién bailó.

Este año en 13 partidos disputados ha realizado 67 placajes (2 de ellos para perdida de yardas, un 4.3% fallados). Además ha conseguido 2 intercepciones y 10 pases defendidos. También ha cometido 3 drops que hubieran podido ser intercepción. Se han completado un 51.3% de los pases en su zona y ha permitido 511 yardas y 4 TD. Su grade de PFF ha sido de 65.7.

Tee Higgins (#85 WR Bengals)

23 años 6’4 pies y 215 libras.

Se formó en Clemson y fue elegido en el primer lugar de la segunda ronda de 2020.

En su segundo año ha mejorado los números de su año rookie a pesar de haber jugado 14 partidos. En 110 targets (20.4% del equipo) ha atrapado 74 pases (67.3% de balones atrapados) para 1091 yardas además de 6 TD y 53 primeros downs. Tiene una media de 3.9 yardas ganadas tras recepción. Ha cometido 4 drops, un 3.6% de los pases. Tiene un ratio en PFF de 84.5.

Pocos equipos tienen un jugador com Higgins pero juega con Boyd y Chase (Bengals.com)

L’Jarius Sneed (#38 CB Chiefs)

25 años 6’0 pies y 189 libras

Formado en Louisiana Tech fue elegido en la cuarta ronda de 2020 por los Chiefs.

Ha jugado 15 partidos en los que ha realizado 76 placajes (7 para pérdida de yardas, ha fallado un 12.6% de los placajes), 1 sack, 7 presiones, 4 hurrys, 2 QB hits. En cobertura 2 intercepciones, 8 pases defendidos, 1 fumble forzado y recuperado. También ha cometido 1 drop que hubiera sido intercepción. Se han completado 55 pases hacia su zona con un 68.8% de pases completados. Además ha permitido 586 yardas y 3 TD. Su grade de PFF es de 64.1.

Tyler Boyd (#83 WR Bengals)

27 años 6’2 pies 203 libras.

De la universidad de Pittsburgh, llegó a los Bengals tras ser elegido en la segunda ronda del draft de 2016.

Ha jugado en 16 partidos i ha recibido 94 targets (el 17.3% del equipo) en los que atrapado 67 veces el balón. Tiene un porcentaje de recepciones del 71.3%, que seguramente explica el porqué se lo ha buscado siempre a lo largo de los años en terceros downs. Sus manos son muy seguros, tanto que ha cometido 0 drops. Ha sumado 828 yardas con una media de 5.9 yardas ganadas tras atrapar el balón. Ha ganado 37 primeros downs. PFF valora su temporada con 72.6 puntos.

Rashad Fenton (#27 CB Chiefs)

24 años 5’11 pies 188 libras

Jugó en college en South Carolina y fue drafteado por los Chiefs en 2019 en sexta ronda.

Una lesión en la espalda lo ha dejado fuera de los dos primeros partidos de playoff pero parece que jugará. Si tiene algún problema de última hora en su lugar jugaría Hugues.

Ha jugado 14 partidos este año en los que ha conseguido 49 placajes (ninguno fallado), 7 pases defendidos, se han completado un 68.5% de pases a su zona con un avance de 322 yardas. También ha forzado 1 fumble. Su grade de PFF es de 82.0.

Mike Hughes (#21 CB Chiefs)

24 años 5’10 pies 189 libras

Salió de la universidad de UCF rumbo a Minnesota en 2018 después de ser elegido a finales de la primera ronda. Allí estuvo hasta la pasada temporada. Los Vikings no ejercieron la opción de quinto año y este verano fue traspasado a los Chiefs.

Con Kansas City ha jugado los 17 partidos de liga regular en los que ha conseguido 47 placajes (ha fallado un 6% de placajes). Ha conseguido 1 intercepción, 1 TD, 6 pases defendidos 4 fumbles forzados y 1 recuperado. Se han completado un 59% de los pases a su área de influencia, que han costado 424 yardas y 5 TD. Tiene un grade en PFF de 79.6.

Tyreek Hill (#10 WR Chiefs)

27 años 5’10 pies 185 libras

Ganó una medalla de oro en 4×100 en el mundial junior de atletismo en Barcelona en 2012, además del bronce en 200 metros.

Empezó su etapa colegial jugando al football y practicando atletismo en Oklahoma State, pero esto termino tras ser detenido por pegar a su novia. Después jugaría en West Alabama aunque inicialmente el entrenador no lo quería hasta que habló con él y con su entorno en Oklahoma State, además de su mentor en secundaria. Llegaría a la NFL después de ser drafteado por los Chiefs en la quinta ronda del draft de 2016.

Este año ha jugado 17 partidos en los que ha recibido 159 targets (el 25.2% del equipo) en los que ha cogido 111 pases (69.8%), 7 drops (4.4%), ha ganado 1239 yardas, 75 primeros downs y conseguido 9 TD. Tiene una media de 4.1 yardas tras recepción. También ha anotado 9 TD. PFF lo valora con un 85.1.

Si Hill se hubiera dedicado al atletismo mi corazón lo agradecería el domingo (Andy Lyons Getty Images)

Chidobe Awuzie (#22 CB Bengals)

26 años 6’0 pies 203 libras

Formado en Colorado, sería elegido por los Dallas Cowboys en la segunda ronda del draft de 2017. Este año llegó a Cincinnati para ser todo lo que apuntaba antes de llegar a profesionales.

Ha jugado en 14 partidos en la liga regular en los que ha realizado 64 placajes (4 para pérdida y ha fallado 5). También ha conseguido 2 intercepciones en los 91 pases a su zona de los que se han completado un 58.2% de ellos. Ha permitido 494 yardas y 3 TD. Su grade de PFF es un 83.4%.

Byron Pringle (#13 WR Chiefs)

28 años 6’1 pies 203 libras

Formado en Kansas State firmó como undrafted con los Chiefs en 2018.

Ha jugado 17 partidos en los que ha recibido 60 targets (el 9.2% del equipo) y ha atrapado 42 (un 70% de los pases), 4 drops (6.7%). Ha conseguido ganar 568 yardas  (4.6 yardas de media tras recepción) y 32 primeros downs. Además ha anotado 5 TD. Su grade de PFF es de 66.5.

Con Mahomes es posible que Pringle no pueda coger solo una (Foto KC Kingdom)

Eli Apple (#20 CB Bengals)

26 años 6’1 pies 203 libras

Tuvo una gran etapa en Ohio State al lado de su compañero en la secundaria de los Bengals Von Bell y esto le valió para ser drafteado en 2016 con el pick número 10 por los Giants. Allí no le fueron bien las cosas y en 2018 y 19 jugó en los Saints. La pasada temporada en los Panthers y este año llegó a los Bengals.

Ha jugado en 16 partidos en los que ha realizado 49 placajes (2 para pérdida de yardas). Su punto negativo son los 12 placajes fallados (un 19.7%), 2 intercepciones y 10 pases defendidos, además de 1 fumbles forzado y recuperado. Se han completado un 60.3% de los pases a su zona con un coste de 602 yardas y 3 TD. Su grade de PFF es de 61.0 puntos.

Mecole Hardman (#17 WR Chiefs)

23 años 5’10 pies 187 libras

Salido de la universidad de Georgia fue elegido en la segunda ronda del draft de 2019 por los Chiefs. Es el especialista en los retornos y en su año rookie llegó a ser convocado para la Pro Bowl.

Ha jugado los 17 partidos de la temporada regular en los que ha recibido 83 targets (13% del equipo) y atrapado 59 balones (71.1%), ha cometido 2 drops (2.4%), ganó 693 yardas (8.8 yardas tras recepción de media). También ha conseguido 33 primeros downs y 2 TD. PFF lo valora con un 68.5.

Mike Hilton (#21 CB Bengals)

27 años 5’9 pies 184 libras.

Su etapa colegial fue en Ole Miss y aunque nos parezca increíble a día de hoy, en 2016 no llegó a ser drafteado. Realizó el training camp con los Jaguars y fue cortado antes de empezar la temporada. Firmó por el equipo de prácticas de los Patriots pero fue cortado a media temporada y se incorporó al equipo de prácticas de los Steelers. Estuvo hasta el año pasado y este verano fue uno de los fichajes destacados de los Bengals.

Ha jugado los 17 partidos en los que ha conseguido 66 placajes (8 para pérdida, 6 presiones, 4 hurrys, 2 QB hits). También ha fallado 9 placajes (12%). En cobertura ha recibido 85 targets (71.8% completos) que han costado 653 yardas y 4 TD, ha conseguido 2 intercepciones con 1 TD incluido, 5 pases defendidos y 1 fumble forzado. Para PFF su rendimiento ha sido de un 72.4.

Cada día es más difícil recordar a los que llevaban estos números el año pasado (Foto AP/AJ Mast)

La ilusión de una afición

Se espera un gran partido en Arrowhead, un día para recordar, para sacar el orgullo de lo que ha conseguido este equipo. Una ciudad que se ha volcado con el equipo a medida que avanzaba la temporada. Nuevos seguidores en todos los rincones del mundo. Como ya pasó tanto en 1981 y 1988 somos un equipo atractivo de ver. Cincinnati vuelve a estar en el mapa de la NFL y lo ha conseguido por méritos propios. Con un cuerpo de receptores único, un quarterback que puede marcar una era, además de uno de los mejores runningbacks del momento. Además se tiene una defensa con grandísimos jugadores y que funciona.

Por todo esto La Jungla está de enhorabuena, hemos superado los 1.000 seguidores en Twitter a lo largo de esta temporada y esperamos seguir creciendo. Es muy posible que se esté generando un mayor interés por nuestro equipo que por las dos franquicias que decidieron apostar por nuestro país hace unas semanas. No éramos candidatos a nada antes de empezar pero se han hecho muchas cosas bien. Un equipo debe transmitir en el campo y este lo hace. Un sentimiento que se ha mantenido para muchos durante 31 años sin vencer en playoff, esto es ser de un equipo y nuestros jugadores saben lo que se juegan. No hay que dejar pasar las oportunidades y esta es la nuestra, pase lo que pase aquí estaremos para contarlo como hemos hecho siempre. Con nuestro sentido del humor y respetando al contrario, en este caso los Chiefs, un señor equipo, pero que nadie olvide que el nuestro también lo es. Arrowhead, con toda la ilusión y con todo por ganar, allá vamos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.