Mis perspectivas para el Draft

A falta de alguna que otra renovación, y algún que otro fichaje poco ilusionante, tipo LaFell o el retorno de Mays, el grueso del equipo a falta del draft ya está cerrado. Y desde luego ninguno de estos posibles fichajes, creo yo, van a cambiar la estrategia de dicho draft.

¿Qué nos podemos esperar del draft de abril? ¿Cuál será esta estrategia? Pues tras las renovaciones, las declaraciones principalmente de nuestro DC Guenther, las visitas a los diferentes pro-days por parte de según qué miembro del cuerpo técnico, y de la historia reciente en el draft de los Bengals, yo tengo mi propia teoría. Eso sí voy a hacer trampas y barajar diferentes opciones según el escenario.

Lo primero analizar los draft recientes para tener una orientación de qué camino se tomará en la primera ronda. Tras la elección sorpresa en el draft del 2013 de Tyler Eifert, todos pensamos que los Bengals siempre van a por BPA sin importar que posición ocupe, pero esto suele ser la excepción no la norma. Y es más, suele coincidir con bastante exactitud con lo que opina la prensa especializada de cuál es el pick idóneo para Cincinnati. Así pasó ya en el 2009 con un OT (Smith), en el 2010 todos señalaban a Gresham y en el 11 era Green la elección preferida por la prensa –aunque también había quien nos seleccionaba un QB-. Al año siguiente los expertos apostaban por un CB y un Guard (Kirkpatrick y Zeitler), en el 2013, como dije antes, sorprendieron a todos con Tyler Eifert, pero en el 2014 un CB (Dernard ) era la apuesta segura. En el 2015 es cierto que había poca unanimidad, pero a nadie se le escapa que el equipo estaba buscando un OT en rondas altas.

Esto nos lleva a la situación de este año donde prácticamente todos apuntan a que la elección va a ser un WR, a excepción de algunos pocos, los más sensatos creo yo, que apuntan o bien a LB o bien a DT. Podríamos asegurar entonces que si llega el WR oportuno esta va a ser, estemos de acuerdo o no, la elección más probable de los Bengals. Pero es aquí donde surgen las complicaciones.

En este año, WR dignos de una primera ronda hay tres:

Josh Doctson

Corey Coleman

Laquon Treadwell

Si llegase uno, miel sobre hojuelas y teoría casi confirmada, pero a mi modo de ver los Bengals si realmente quieren uno de estos WRs tendrían que subir en el draft antes de la elección de Houston para no ver como entre los propios Texans y los Vikings de Zimmer les arrebatan en sus narices la pieza que esperan.

Integrante del foro de los Cincinnati Bengals en NFLHispano.com
Redactor en Bengals.es

Escribe tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *