AnalisisBengals 2018

Bengals 34 – Ravens 23

NO ME GUSTÓ:

Playcall final de la primera parte

Una cosa es ir ganando con solvencia el partido, y otra hacer el tonto por pura chulería. La decisión de Lazor de jugarnos 3 jugadas de pase en vez de consumir el reloj los últimos dos minutos de la primera mitad (o forzarles a que consumiesen sus tiempos muertos) fue una estupidez épica, que permitió a los Ravens recortar 3 puntos antes de ir al descanso. Estupidez compartida por Dalton, quien en el fondo tenía la última palabra.

 

Al final, afortunadamente no tuvo mayor trascendencia, pero supuso sin duda un cambio de inercia en un partido que estábamos dominando con total autoridad. Errores como éste, de repetirse en el futuro, pueden ser irrecuperables.

 

 

Dre Kirkpatrick

No creo que fuese culpable del touchdown de Brown. Estaba pega do a él, y como decía Dan Marino, “no hay defensa contra el pase perfecto”. Sin embargo, nuevamente volvió a ser quemado en demasiadas oportunidades, y si bien la falta por interferencia de pase que le pitaron fue rigurosa, está claro que agarrando la camiseta del contrario, aunque no altere sus movimientos, es una jugada muy susceptible de ser pitada como falta.

 

Nadie duda de su esfuerzo y compromiso (acabó el partido con calambres), pero es el eslabón débil de nuestra secundaria, y los rivales lo saben y le buscan.

 

 

John Ross

No tanto por él como por su escasa utilización. 4 pases en su dirección (alguno de forma testimonial, porque en realidad eran a la banda para quitarse Dalton el balón de encima) pero sólo 1 recepción. En lo que llevamos de temporada suma la escalofriante cifra de 2 recepciones para 11 yardas. Como corredor lleva 3 yardas negativas en su único intento. Afortunadamente, el buen hacer de sus compañeros hace que no se le eche en falta, pero en algún momento le vamos a necesitar y no le veo muy involucrado en la ofensiva. Si queremos darle oportunidades, pero con la variedad de personal en el ataque no hay balones para todos, ¿por qué no le probamos como retornador?

 

 

Placajes fallados

Si hay una circunstancia que me pone de los nervios es cuando somos incapaces de derribar al portador del balón. Todas esas yardas extras que sacan después del contacto me parecen que se las estamos regalando. Nickerson hizo un buen partido sustituyendo a Brown, pero tanto él, como Evans, como el resto de defensas deben mejorar esta faceta del juego.

 

 

Conversiones de tercer down

5 de 7 en la primera parte, 0 de 6 en la segunda. Sin duda, a la vista de esta estadística se comprende mejor el bajón que sufrimos en la segunda mitad. Varios factores influyeron: penalizaciones que nos llevaron a terceros downs largos, falta de control por parte de los TE en balones disputados, discutible elección de jugada, etc.

 

Lo malo es que esta incapacidad de prolongar los drives, aparte de cortocircuitar nuestra hasta ese momento solvente ofensiva, dio alas a los cuervos. Lo bueno es que, como podemos ver, está en nuestra mano solucionarlo, poniendo especial énfasis en estos aspectos técnicos en los que no estuvimos acertados.

 

 

Arbitraje

De nuevo, el listón muy bajo en las penalizaciones. En mi opinión, demasiadas, y decisivas. Las interferencias de pase que acercaron a Baltimore a dos de sus anotaciones fueron un tanto rigurosas, así como otros holdings o interferencias que nos pitaron a favor y permitieron mantener vivos sendos drives. El criterio para pitar holdings de la línea ofensiva es muy aleatorio, y las faltas por zancadilla de Bernard y movimiento ilegal de Boyd, también discutibles. 7 penalizaciones para 51 yardas contra Baltimore, y 9 para 92 contra nosotros, me parece que no reflejan un encuentro que transcurrió, dentro de lo que cabe para lo que estaba en juego, con bastante limpieza.

 

 

Lesiones

Cara, muy cara nos salió la victoria. Médicamente, lo de Michael Johnson parece más grave; pero deportivamente, nos afectan más las bajas de Price, y sobre todo, la de Mixon.

 

Para MJ90 hay reemplazos de suficiente valía (Willis, Hubbard, incluso Glasgow), o podemos recurrir al practice squad (Andrew Brown). Viendo el posible lado positivo de esta desgraciada lesión, servirá para formar con más minutos de juego a una serie de jóvenes que deben ser la esperanza en la posición para el futuro. Por parte de Johnson, no parece que vaya a perderse toda la temporada, así que esperemos que como mucho en un mes volvamos a contar él, y pueda despedirse de la franquicia desde el campo, y no en la enfermería.

 

En caso de Price, podemos seguir con Hopkins de titular durante el par de partidos que probablemente se pierda, pero necesitamos un center suplente. No sé si podrá ser Westerman a quien no recuerdo haberle visto practicar en esta posición, o tendremos que volver a fichar a T.J. Johnson.

 

Sin embargo, la ausencia de Mixon para las próximas jornadas es sin duda la más significativa. Ya expliqué con anterioridad el enorme impacto que su juego tiene en nuestro ataque, pero hay que sumar que Bernard no ha empezado la temporada a buen nivel. La lesión en teoría no es muy grave. Se debería solucionar con una artroscopia para limpieza de cartílagos en la rodilla. Lo normal serían 2 semanas de ausencia y que pudiera estar para el partido contra Dolphins, pero en nuestro equipo tenemos amargas experiencias en el sentido de las cosas nunca son como deberían, así que crucemos los dedos porque esta vez se cumplan los pronósticos.

 

 

 

Como es tradición, termino con las 5 cagadas más importantes del partido, para someter a vuestra votación cuál sería la más gorda:

 

Dre Kirkpatrick por: “Si me han quemado tanto es porque mi mujer se llevó a la playa la crema protectora factor 50”.

Bill Lazor por: “Como la lógica dice que debería correr antes del descanso, voy a ordenar jugadas de pase para demostrar lo original y genial que soy”.

A.J. Green por: “Pues a mí me ha gustado el arbitraje. Si el primer pase que me lanzó Dalton llegan a darlo como completo, me hubieran apuntado otro fumble perdido”.

Jessie Bates III por: “Los compañeros me había dicho que era una tradición interceptar varias veces a Flacco, por eso me confié y permití que completaran el pase de 45 yardas

Bobby Hart por: “La culpa no es por mía por desfallecer en las segundas partes, sino de la liga por hacer los partidos tan largos”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.