Bengals 2018Previas

Previa Bengals – Dolphins

En ataque

Sin duda, la principal novedad será el regreso de Mixon. Habrá que ver en qué estado, y sobre todo, cuánta carga de trabajo va a recibir, considerando que viene de una lesión, y que Gio ha rellenado admirablemente el hueco dejado por su ausencia. Su regreso debería incrementar el número de jugadas de carreras, cuya desproporción con respecto al de pase es escandalosa. Llevamos 4 partidos con una media anotadora de más de 30 puntos y en ninguno de ellos hemos tenido la sensación de llevar el control (ni siquiera contra Ravens). Debemos establecer un juego de carrera sólido que permita asentar nuestra ofensiva y no tener que recurrir como siempre a la heroica.

 

Otro regreso que podría producirse es el de Price en la línea ofensiva. Ojo que digo “línea ofensiva” y no “center”, ya que quizá se podría plantear un reingreso como guard derecho en sustitución de Redmond. Ya que Hopkins no lo está haciendo mal ahí en el centro, yo me aferraría al dicho de “si no está roto, no trates de arreglarlo”. Por otra parte, llevamos varios partidos sufriendo el colapso de los OT en las segundas partes. Lo de Glenn no tiene arreglo (no hay nadie de garantía para cerrar el lado ciego de Dalton), pero quizá a Hart se le podría rotar con Fisher para que no llegase tan cansado al final, y no dejar a éste solamente para jugadas de goal-line.

 

Aquí se acaban las noticias positivas y hay que tratar con las negativas, empezando por la unidad de tight-ends. Quizá la falta este año de Eifert sea menos traumática, ya que tanto Kroft como Uzomah estaban participando regularmente, y no van a extrañar el ritmo de partido. Sin embargo, la presencia de “Eif” se va a notar, sobre todo en las jugadas de redzone. En cualquier caso, el volumen general de juego aéreo no creo que se vea afectado, ya que Mixon también es un buen elemento para este fin.

 

En el cuerpo de receptores también habrá que ver el impacto de la posible lesión de Ross en el abductor. Si su fuerte es la velocidad, puede verse bastante mermada su capacidad de desmarque. Sin embargo, como en el caso anterior, lo bueno es que Malone o sobre todo Erickson tendrían más participación (aunque al primero apenas se le ha visto, el segundo tuvo un par de intervenciones de mérito en Atlanta).

 

El enfrentamiento contra la defensa de los Fins será más exigente que el que tuvimos en Atlanta, por lo que no hay que confiarse. Los Patriots les hicieron mucho daño corriendo, y no me parece mala estrategia. Cuando Brady intentó pillarles en largo, al final quien resultó cazado fue él, por lo que tampoco me parece mala idea probar pases menos arriesgados a la flat o buscando la espalda de los linebackers, y que nuestros receptores muevan el balón tras la recepción.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.